Razón y fe se necesitan

[ … Ciertamente, la razón es el gran don de Dios al hombre,

y la victoria de la razón sobre la irracionalidad es también un objetivo de la fe cristiana.

Pero ¿cuándo domina realmente la razón?

¿Acaso cuando se ha apartado de Dios?

¿Cuándo se ha hecho ciega para Dios?

¿La razón del poder y del hacer es ya toda la razón?

Si el progreso, para ser progreso, necesita el crecimiento moral de la humanidad,

entonces la razón del poder y del hacer

debe ser integrada con la misma urgencia mediante la apertura de la razón a las fuerzas salvadoras de la fe,

al discernimiento entre el bien y el mal.

Solo de este modo se convierte en una razón realmente humana.

Solo se vuelve humana si es capaz de indicar el camino a la voluntad,

y esto solo lo puede hacer si mira más allá de sí misma.

En caso contrario, la situación del hombre,

en el desequilibrio entre la capacidad material, por un lado,

y la falta de juicio del corazón, por otro,

se convierte en una amenaza para sí mismo y para la creación.

…….

Pero tampoco cabe duda de que Dios entra realmente en las cosas humanas

a condición de que no solo le pensemos nosotros,

sino que Él mismo salga a nuestro encuentro y nos hable.

……

: razón y fe se necesitan mutuamente para realizar su verdadera naturaleza y su misión. ]:

[Benedicto XVI / Spe salvi, 23]

(Transcrito por Montserrat Guixer Font / Diario publicado:  La fe recibida / Spain)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s